viernes, 24 de agosto de 2012

Gatosgatosgatos


Estas vacaciones están llenas de gatos.
Gatas de Diego, que nos acogió en su casa a ritmo de ukelele.
Neska; la gata de mi familia, marquesa indiscutible.
Y Teo, el nuevo inquilino de la casa, que fue
encontrado entre las ruedas de un coche e inmediatamente
adoptado por Fran y por mi. 

Ronroneos y maullidos allá donde voy.